martes, 6 de mayo de 2008

Cosas para leer: H.P. Lovecraft, Narrativa Completa


Editados por Valdemar Gótica estos dos gruesos volúmenes contienen toda la narrativa escrita por el autor pulp más popular entre los roleros, el maestro de Providence. Esto es así gracias especialmente al mítico clásico La Llamada de Cthulhu y pronto, posiblemente, también al nuevo Rastro de Cthulhu (que también he podido probar estos días y que pronto se sumará a mi ludoteca) que han servido como introducción a muchos al mundo de la novela popular y las revistas pulp.

La edición es impecable desde el punto de vista formal, desde las portadas y el formato a la traducción han sido realizadas con buen gusto y cuidado. Las notas al texto son por lo general correctas e informativas, especialmente en los aspectos literarios o al trazar paralelismos con la vida de Lovecraft. Especialmente interesantes son las referencias de su correspondencia, la cual lamentablemente no podremos ver publicada en esta misma colección. Sin embargo aparecen algunas incompresibles erratas o errores de bulto que deslucen el total. Por poner un ejemplo concreto en una nota de las Ratas en las Paredes (relato contenido en el primer volumen) se habla de la heptarquía como anterior al año 88 d.c. cuando este es el nombre que reciben los reinos sajones entre el 600 y el 800 d.c.

Poco puedo decir sobre los relatos que no haya sido comentado ya. La mayoría (si no todos) ya los había leído habiendo sido publicados en diferentes ediciones a lo largo de los años. Muchos de ellos ya los había comprado en la edición de alianza editorial, en su colección Biblioteca de Fantasía y Terror. Pero tenerlos todos juntos, traducidos por una misma mano y bien presentados en tapa dura es un lujo que merece la pena. Algunos títulos y términos de la traducción suenan extraños, acostumbrado el oído a anteriores versiones, posiblemente menos correctas.

La inclusión de algunos relatos juveniles, nunca publicados por el autor resulta superflua. Aunque sea comprensible hablando de Obras completas relatos como La Botellita de Cristal (un brevísimo cuento marinero escrito por Lovecraft a los 9 años) no parecen un añadido necesario ni apropiado, que aporte nada al lector más que indicar la temprana vocación literaria del autor.
Al comprador interesado únicamente en las historias “cthuloideas” del autor de Providence le resultará mucho más interesante el segundo volumen donde se encuentran, con excepción precisamente de de la Llamada de Cthulhu, los grandes clásicos de los mitos escritos por Lovecraft.

Es una pena que no haya sido incluido en uno de ambos volúmenes el ensayo del autor el Horror sobrenatural en la literatura, que habría servido como un complemento a mi entender perfecto a dicha colección. Al ser este un texto crítico en que Lovecraft define los principios que para él constituyen la base de la buena literatura de horror, y una historia del género anterior a él, sería interesante poder considerar hasta que punto su obra se adecua a las ideas planteadas por él mismo.
Publicar un comentario