sábado, 27 de abril de 2013

Cosas para leer: Tierra-X de Alex Ross, Jim Krueger y John Paul Leon


En 1997, tras el éxito de Kingdom Come, Alex Ross fue invitado por la revista Wizard ha realizar una serie de ilustraciones con un concepto muy similar al de la colección de DC: un futuro distópico, pero con los personajes del universo Marvel. De estas ilustraciones, y unas breves notas de historial sobre como los personajes conocidos llegaron a dicho estado, surge esta miniserie en 1999. 

Alex Ross se encarga además de realizar una serie de magníficas portadas, pero el  el dibujo interior queda en manos del dotado John Paul Leon, que hace un trabajo sobresaliente al transformar los diseños de Ross para adaptarlos a su propio estilo, y el guion en las de  Jim Krueger.  Los diseños y notas de Alex Ross ilustran una serie de páginas especiales en cada número que intentan aclarar algunos aspectos menos obvios de la situación o los personajes. 

La situación de salida de esta miniserie nos sitúa en el futuro cercano, donde un misterioso acontecimiento ha transformado a la totalidad de la población de la tierra, proporcionándoles poderes sobrehumanos y provocando una serie de inesperados desastres. En estas circunstancias los antiguos héroes, afectados por desgracias personales en la mayoría de los casos, se han retirado o, como el Capitán América, continúan una lucha sin esperanzas contra los males de esta nueva época. Por algún motivo el Vigilante decide atraer a la luna al antiguo Hombre Máquina para que se convierta en el Nuevo Vigilante (no se explica demasiado bien porqué precisamente él es el elegido) en un mundo que se dirige a un fin apocalíptico.  El esquema argumental, como se puede ver, es muy similar al éxito de DC (en ser prácticamente todopoderoso atrae a un "mortal" para decidir que hacer con este mundo distópico) aunque el formato es distinto. Tierra-X es más episódico y comienza casi cada número con una digresión sobre el pasado de algunos  personajes o elementos.

El nivel de la serie es decepcionante: no es un mal comic pero para mi gusto resulta un producto por debajo de sus posibilidades. El plantel de personajes principales es demasiado amplio, sin uno que centre el argumento, y en general el conflicto carece de fuerza, o está explicado de manera en exceso confusa, ya que  está mucho peor delineado que  en el caso de Kingdom Come. Ninguno de los personajes, excepto quizás un deprimido Reed Richards que se culpa de esta mutación de la población mundial,  consigue destacarse sobre los demás.


Por otro lado mientras que algunos de los desarrollos de los personajes parecen interesantes vueltas sobre el arquetipo original otros parecen meras bromas referenciales o excusas para realizar diseños nuevos (algunos pese a todo muy buenos) como por ejemplo el cambio de apariencia del Hombre Máquina, sólo muy levemente justificado por el interés de el Vigilante de privarlo de su sentimentalidad humana.

Jim Kruegerr hace un trabajo correcto con el material con el que cuenta; en realidad lo que más me ha gustado de la miniserie  es la forma en que cada capítulo introduce un repaso sobre ciertos momentos de la historia del universo Marvel, ofreciendo interesantes “resúmenes” de algunos de los momentos fundamentales de dicha cosmología o del historial de ciertos personajes, si bien no siempre es demasiado relevante para el desarrollo de la historia en sí.  En esta primera miniserie estas se ajustan más o menos a la historia del universo Marvel principal pero en sus continuaciones, tituladas Universo-X y  Paraíso-X, se introducen elementos cada vez más divergentes que establecen la condición de tierra paralela de este universo.

El tomo recopilatorio, al que corresponde la portada que encabeza el artículo, incluye también un número 1/2, que cuenta la historia  de esta Tierra-X desde el punto de vista de Nick Furia que cree ser el director de Shield en persona y que fue dibujado por Bill Reinhold sin aportar demasiado al desarrollo de la historia. De nuevo, eso si, un buen resumen del historial del personaje para quien no lo conozca.

Puntuación: 3,5/10
Publicar un comentario en la entrada